Después de haber conseguido nueve puntos de nueve posibles, Pumas continuó su semana de entrenamientos y empezó a recibir a la prensa antes del encuentro de este fin de semana ante los Tuzos de Pachuca. Durante esta mañana, Efraín "el Chispa" Velarde fue el encargado de comunicarse con los periodistas que estuvieron en línea para la conferencia y respondió todas las preguntas sobre el presente del equipo e incluso se animó a hacer una comparación un tanto arriesgada.

+ TRANSMISIÓN EN VIVO DE MÉXICO VS. ECUADOR POR AZTECA DEPORTES

La última semana ha sido completamente inesperada para el Auriazules. Con las tres victorias que se obtuvieron, el conjunto universitario quedó a un paso de la preclasificación para la Liguilla, motivo por el que gran parte de las preguntas que le hicieron al Chispa tuvieron que ver con eso. Una de las primeras cosas que respondió el histórico futbolista fue sobre el ánimo y comentó que "el ánimo es muy bueno", aunque hizo mayor hincapié en que están buscando la estabilidad emocional, como siempre lo han hecho a lo largo de este torneo.

Una de las grandes preguntas, y la que más sorprendió era sobre la situación extrema en la que está el equipo, en la que no hay mucho margen de error y Velarde no tuvo problema en responder: "Sí, he pasado varios momentos como este. Me ha tocado pelear el descenso con ocho puntos abajo. También con poco margen de error me ha tocado en muchos torneos, pero es algo bueno. Quiere decir que el equipo no bajó los brazos, que aún está en nuestras manos poder conseguir el primer objetivo y seguiremos creyendo y confiando en nuestra capacidad para conseguir el resultado".

El experimentado futbolista demostró que la confianza y el ánimo en el vestuario está impecable, por lo que encararán el último tramo de la fase regular con mucho optimismo y, con otra de sus declaraciones dejó en claro que comparte la misma idea que Lillini: "Creo que nosotros no hemos conseguido absolutamente y tampoco podemos ponernos esa estafeta de favoritos. En el futbol mexicano todo puede pasar cada fin de semana".

Los números de Velarde 

A lo largo de este campeonato, el Chispa ha participado de apenas ocho partidos y en solo cinco de ellos arrancó como titular. Con su experiencia, el lateral de 35 años regresó al equipo en busca de darle una mano al equipo y, por el momento, lo ha hecho solo desde lo defensivo. Ahora, Velarde se entrena con la mente en lo que será el partido ante Pachuca, en el que obtener tres puntos les podría permitir soñar con la clasificación a la Liguilla.