El 22 de junio de 1991 se llevó a cabo uno de los partidos más importantes en la historia del Club Universidad Nacional y del futbol mexicano. El primer equipo Auriazul derrotó 1-0 al Club América en el juego de Vuelta de la Final de la Temporada 1990/91, resultado que le alcanzó para coronarse como Campeón y obtener su tercer título en la competencia. ¿El gol? Un tal Ricardo Ferretti de tiro libre.

Las Águilas tenían en sus filas un equipo inolvidable, el cual era considerado como el mejor de la liga con diferencia. Además, le habían ganado 2 finales a Pumas UNAM en los años recientes (1984-85 y 1987-88), por lo que partían como claros favoritos para llevarse el trofeo. Sin embargo, el mediocampista ofensivo brasilero no se iba a dejar vencer fácil y marcó un verdadero golazo que jamás será olvidado por la afición universitaria. El Tucazo.

 

Luis García, canterano e ídolo de la institución, jugó aquella Final ante el América en el estadio Olímpico Universitario y recordó en el día de la fecha la coronación de Pumas. En diálogo con Récord, reveló que por un momento pensó que no había forma de derrotar al Azulcrema. Es que con solo recordar cómo inició todo en la Ida, un poco de razón tenía...

La Universidad empezó de la mejor manera posible el primer juego disputado en el Azteca. El mencionado Luis García anotó el 0-1 a los 2 minutos, pero la alegría duró menos de lo pensado. Para los 15 minutos, el América ya ganaba 3-1 gracias a los tantos de Toninho, Farfán y Santos y arrollaba al Auriazul. 

"Han sido algunos pensamientos, por supuesto no lo compartimos pero pensábamos ‘a estos parece que en esta vida no les vamos a ganar nunca porque son capaces de darse la vuelta de forma increíble’. Estábamos siendo avasallados por el América en el partido de Ida sobre todo", confesó García.

 

 

Juan Carlos Vera, delantero del Auriazul, apuntó para el mismo portal: "Para mí se le ganó al mejor rival. Después de nosotros muchos salieron campeones y varios luego están comprándose, pero nuestro equipo le ganó a ese rival y hay mucha diferencia. Le ganamos al mejor rival y para América ese es el mejor equipo que han tenido en su historia, a ese le ganamos nosotros, al mejor América de su historia".